_MBS5937.jpg
Captura de pantalla 2021-01-30 a las 20.
Captura de pantalla 2021-01-30 a las 20.

SOBRE EL FUNDADOR

"Enseñamos lo que necesitamos aprender"

- Walt Disney-

Mi nombre es Biel Amengual y desde bien pequeño nací con el famoso dueto de las enfermedades autoinmunes, asma de origen alérgico (polen, ácaros, pelo de gato, perro…). Debido a este “cuadro” pasé una infancia entrando y saliendo del hospital, cosa que hacia encoger el corazón a toda mi familia cada dos por tres.

 

La doctora le recomendó a mis padres que hiciera deporte, por eso desde pequeño empecé a jugar a baloncesto, deporte que marco toda mi infancia y me acompañó hasta la universidad.

 

Durante la adolescencia, cuando cumplí 12 años, sufrí 2 derrames pleurales y un derrame pericárdico, lo que me supuso 2 meses de hospital en la UCI. Fue entonces cuando decidí que quería ayudar a otras personas a mejorar su salud tal y como los médicos me habían ayudado a mí.

 

Gracias a la unión de mis dos pasiones, el baloncesto y la salud, decidí cursar mis estudios en Fisioterapia y especializarme en el sistema músculo-esquelético.

 

No obstante, eso no era suficiente para mí, desde que empecé mi práctica clínica me di cuenta que a veces faltaba algo, no sabia porque aplicando el mismo tratamiento a dos personas que tenían el mismo problema no obtenía los mismos resultados. Y las ganas de saber más sobre cómo funcionaba el cuerpo humano se apoderaban de mí con más frecuencia. 

 

Fui trabajando y buscando ese “qué” que me faltaba. Fue buscándolo que me aventuré a visitar otros países para aprender nuevas formas de trabajar (Francia). El viaje que emprendí hizo que ampliara mis conocimientos y perfeccionara mis habilidades prácticas. No obstante, la duda me seguía rondando en la cabeza.

 

No fue hasta que conocí la Psiconeuroinmunologia Clínica, que encontré respuestas. Esa formación me abrió la puerta a unos amplios conocimientos de fisiología humana, medicina evolutiva y estilos de vida que me permitieron entender como funcionaba el cuerpo humano y dar respuesta a mis dudas, lo que me hizo ser más certero en la resolución de patologías y lesiones músculoesqueléticas así como poder abordar otro tipo de patologías, autoinmunes por ejemplo, que me llamaban la curiosidad.

 

Fue entonces cuando decidí unificarlo todo en un concepto, en un centro, GutMotion, para aportar algo diferente a la gente, para ayudar a mejorar la salud.

 

Desde entonces he ayudado a cientos de personas a recuperar su salud en mi centro, pero también en diferentes charlas en la universidad, en la radio,...

Además mis ganas de aprender son incansables y sigo formándome cada día, pero también formando a nuevos fisioterapeutas así como a otros compañeros de profesión, porque ya lo decía Walt Disney que enseñamos lo que más necesitamos aprender.

 
Captura de pantalla 2021-01-30 a las 20.